Barletta acusó a Lifschitz de desatar una caza de brujas y de "intolerante"

Otras 14/11/2014 Por
El diputado nacional radical y precandidato a gobernador frente, Mario Barletta (foto,der.), calificó ayer de "intolerante" y de desatar una "caza de ...
barletta-lefchitz.jpg
barletta-lefchitz.jpg

El diputado nacional radical y precandidato a gobernador frente, Mario Barletta (foto,der.), calificó ayer de "intolerante" y de desatar una "caza de brujas" hacia dentro del Frente Progresista a su contrincante interno, el senador provincial Miguel Lifschitz, y agregó que descalifica a sus socios políticos "con acusaciones destempladas".
Toda esta interna, desatada puertas adentro del Frente Progresista, comenzó cuando Lifschitz salió a rebatir las palabras del diputado nacional de la Coalición Cívica-ARI y precandidato a intendente de Rosario Pablo Javkin, a quien acusó de querer "vaciar ideológicamente" al frente.

"Estamos intentando construir una propuesta de gobierno que dé continuidad a las políticas de transformación que viene llevando adelante el Frente Progresista en la provincia y en numerosas ciudades. Pero cuando a mí y a otros dirigentes de este espacio se nos ocurre plantear los problemas que necesitan respuestas contundentes, como la inseguridad o la pérdida de calidad educativa o el deterioro de la infraestructura productiva, con rutas y caminos rurales intransitables, salen a descalificarnos con acusaciones destempladas", afirmó Barletta.

El precandidato a gobernador y titular de la Unión Cívica Radical santafesina destacó luego: "Sorprenden las declaraciones de Miguel Lifschitz, a quien hasta el momento todos teníamos como una persona sensata. No entiendo por qué reacciona de la peor manera, con intolerancia y desatando una especie de caza de brujas sobre los que integramos el Frente Progresista".

Lifschitz se molestó con las críticas que realizó a la gestión municipal de Rosario el diputado nacional y precandidato a intendente Javkin, quien además marcó la necesidad de la apertura "al debate de ideas" y a la "renovación" dirigencial dentro de ese espacio político.
Lifschitz advirtió que dentro del Frente Progresista "ha comenzado a consolidarse en los últimos tiempos un polo liderado por algunos sectores de la UCR capitalina (en obvia referencia a Barletta) y la Coalición Cívica que, al igual que lo que ocurre en el Frente Amplio Unen (FAU) a nivel nacional, piensan en un frente más apolítico, más pragmático, más cercano a las posiciones del PRO y con menos perfil progresista", en clara respuesta a Javkin, a quien directamente acusó de intentar "vaciar ideológicamente" a ese espacio.
Queda claro con este cruce de acusaciones entre el socialista Lifschitz, el radical Barletta y el arista Javkin que las tormentosas internas que se viven a nivel nacional en el Frente Amplio Unen comenzaron a posarse en Santa Fe y el camino hacia las Paso provinciales será más difícil que transitar la destrozada ruta 90.
Ahora fue el turno de Barletta, quien salió a responderle a Lifschitz acusándolo de "intolerante" y volverle a marcar los problemas de inseguridad que sufre Rosario, ciudad que el ahora senador gobernó durante ocho años.
"Lifschitz, quien además es la máxima autoridad de su partido, debería saber que el Frente Progresista es de todos y lo definimos entre todos. Me parece que hay que ser humilde y respetuoso. Hay que saber escuchar lo que la gente está reclamando y corregir aquellas cosas donde el frente se ha equivocado", indicó Barletta.

Además, el diputado radical le remarcó a Lifschitz que "cuando se habla de renovación no hay que ponerse tan susceptible: nadie está hablando de la edad sino de revisar y cambiar algunas prácticas políticas".
Finalmente, Barletta agregó que "los problemas de inseguridad en Rosario no creo que hayan comenzado con la Intendencia de (Mónica) Fein, como tampoco creo que la corrupción policial y el avance de la droga hayan aparecido con el gobierno del Frente Progresista. Y esto no se resuelve con anacronismos ideológicos o debates estériles. La inseguridad y el narcotráfico no son ni de derecha, ni de izquierda y hay que combatirlos con firmeza, coraje y honestidad".
Lifschitz había señalado que hay sectores que quieren llevar a la alianza gobernante santafesina "a una propuesta que se identifica más con el pensamiento de algunas élites universitarias o con el de ciertos sectores medios de tradición antiperonista. Esa es la verdadera discusión que se avecina al interior del frente".
Como ya se escribió varias veces al Frente Progresista, manejado con rienda corta desde hace años por el socialismo, le salió el "contrafrente".
El tiempo dirá si solo se trata de fuegos de artificio mediáticos o si la sangre llega finalmente al río. El PRO y el Frente de Renovador miran de reojo las disputas y arman reuniones con distintos dirigentes frentistas para tentarlos a pegar el salto.


Fuente: Prensa Barletta http://mariobarletta.com/barletta-acus-a-lifschitz-de-desatar-una-caza-de-brujas-y-de-intolerante-369.html

 

Te puede interesar